Tener claras las diferencias entre propósitos y objetivos puede marcar la diferencia entre lo que anhelas y su logro.

Llámales por su nombre.

Para comenzar bien me gustaría aclararte, de manera breve, los conceptos propósitos y objetivos de esta manera te será más fácil comprender que energía debes dedicar a cada parte.

Del los propósitos se podría decir que no tienen plazo para su cumplimiento, es la intención de hacer o no algo. Normalmente se establecen a plazo indefinido y para lograrlo nos debemos de valer de cumplir una serie de objetivos. Estos últimos sí que tenemos que acotarlos en el tiempo seguido de una secuencia de acciones encaminadas a logros cuantificables.

Es habitual encontrarse con clientes de coaching, de excelente formación, que nunca aprendieron a diferenciar entre propósitos y objetivos.

Por lo que puedes ver, parece ser que sin un propósito difícilmente podemos tener objetivos; a su vez los propósitos se quedarían en el plano de los deseos o sueños si no fuera por el cumplimiento previo de una serie de objetivos.

Más adelante te daré pistas acerca de como formular bien tus objetivos; por ahora, céntrate en conocer cuál es el propósito que persigues y que pasos tendrás que dar para ver satisfecho.

Ahora ya conoces las principales diferencias entre propósito y objetivo; en la siguiente entrada de este blog te invitaré a reflexionar acerca de cuando es la fecha oportuna para plantearlos. Sigue el leyendo haciendo click aquí.

¿Quieres que te avise?

¿Quieres que te avise?

Si deseas mantenerte informado de las actualizaciones de esta web y además quieres enterarte de los eventos que organizamos deja tus datos en el formulario y recibirás como obsequio el informe,

TENEMOS QUE HABLAR, un documento de reflexión para aquellos que formaron empresa con socios o están en proceso de emprender.

Enhorabuena, has sido suscrito con éxito. Muchas gracias.

Pin It on Pinterest